Cuando veas las barbas de Amancio cortar…

¡Prefiero no terminar la frase!

Estos días en Ponferrada es noticia que Zara cierra. Sí, sí, Zara de Amancio Ortega, Zara del todopoderoso grupo Inditex. “Pecha” en el centro de la ciudad y mantiene abierta la tienda del macrocentro comercial, ideado y construido en tiempos de bonanza y de “quiero ser el más guay del paraguay” en una ciudad que no llega a 70.000 habitantes y en una comarca ahogada por la crisis de la minería y por la falta de industria.

Pues resulta que la “ciudad del dólar”, “la del quiero y no puedo” y la de los “guays del paraguay” va cuesta abajo y sin freno (nunca lo hubo). Sus habitantes: ingenieros, arquitectos, creadores del pensamiento, mineros y, sobre todo, extrabajadores de la construcción (esos que no estudiaron porque poner ladrillos y váteres daba mucho dinero) deambulan por las calles sin rumbo y con cuidado de no tropezarse con las sillas vacías de las terrazas, aquellas en las que tantas veces tomaron el “vinín” de después del curro.

No me atrevo a vaticinar qué sucederá una vez que la tienda de Zara (la primera que abrió Amancio Ortega fuera de Galicia hace 32 años) cierre. Creo que no será nada bueno. Principalmente para sus trabajadoras, pero también para los pocos comercios que subsisten a duras penas en el centro de la ciudad.

@ www.infobierzo.com
@ http://www.infobierzo.com

Dicen que el futuro  de esta comarca está en el turismo y en la agricultura. Pero dudo mucho que el mercado dé para tantos pimientos asados del Bierzo y otros manjares y atractivos turísticos que tenemos en esta tierra… Además ¡AQUÍ NO HAY PLAYA! (por si alguien todavía no se había enterado).

Cuando hay paro, no hay dinero. Cuando no hay dinero, no se compra. Y cuando no se compra,… La lógica es muy obvia.

Hace años que no entro a comprar en Zara y, como yo, mucha gente. Es lo que ocurre cuando desaparece la clase media, que compras por necesidad y donde puedas ahorrar un par de euros ¡Los vaqueros a 30 euros ya son muy caros! Y ahora los consigo por 10 (aunque estén fabricados en Bangladesh) No llego a más y, como comprenderéis, no voy a ir en bolingas.

Para las clases altas vaqueros de 30 euros son una “merda” pinchada en un palo y, para los pobres, un lujo. Conclusión:…

Se me ocurren muchas soluciones… pero paso de contarlas, que para idearlas y ponerlas en práctica ya están otros. Yo, como empresaria, os aseguro que mi negocio SUBSISTE porque va enfocado a cubrir una necesidad de mis clientas y de sus peques. No un capricho. Y sé que muchas comprarían más, si pudieran. Pero, hoy en día, un par de zapatos es suficiente.

Espero, de verdad, que alguien haga algo ¡Lo que sea! A ver si así dejamos de subsistir y comenzamos a vivir ¡Ya va siendo hora!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s